jueves, 26 de julio de 2012

La sal


La sed de sal aviva la sed de sal.

Imagen: fotograma de Blackthorn. Sin destino (2011), de Mateo Gil. 

[AJR, 9:25 Palíndromos ilustrados, 13]

Postdata. Pensé titular esta entrada «Prima por riesgo» (expresión que me parece más exacta que la habitualmente en uso), pero una vieja norma de redacción periodística, y también literaria, aconseja evitar las redundancias.

2 comentarios:

Antonio del Camino dijo...

Buen hallazgo, este de la sal. Acompañado del fotograma de Mateo Gil (o viceversa), perfecta simbiosis.

Un abrazo.

Alfredo J. Ramos dijo...

Gracias, Antonio, dobles (... y triples: de selección ;-)) Un abrazo